Press "Enter" to skip to content

Matar el tigre y asustarse con la pielTiempo de lectura 6 min

Last updated on 24/05/2021

Esta historia, (como los créditos finales de algunas películas de terror), está basada en hechos reales. Sin embargo, no es de terror. Es una mezcla de suspenso, drama y, sobre todo, aventura.

Para motivos didácticos, a esta pyme la llamaremos “Tejidos 123”. Una pequeña empresa que, como muchas otras, está constituida en su mayoría por un mismo núcleo familiar. Pues bien, Tejidos 123, a pesar de que la calidad de sus artículos y su capacidad de producción eran buenas, su principal problema radicaba en el flujo de caja, ya que recibía los pagos de sus clientes (tiendas de ropa y boutiques) entre 60 y 90 días después de entregados sus pedidos. 

Debido a esta situación recurrente, Tejidos 123 se encausó en generar nuevas fuentes de efectivo, creando su propia marca y aventurándose a vender sus productos al detal y no sólo al por mayor, como siempre lo habían hecho, -y, resalto la palabra “aventurándose”, porque fabricar y vender son dos cosas totalmente diferentes.

Un día, el gerente de Tejidos 123, escuchó al amigo del amigo de otro amigo (dueño de otra microempresa), que había encontrado (en sus palabras) una solución efectiva para vender a sus productos, de forma efectiva y sin contar con tienda física: El marketing digital.

Un baldado de agua fría.

Y aquí, un corto dosier de “falsos imaginarios”, que erróneamente Tejidos 123 daba por hecho, sobre marketing digital (ya que lo había escuchado de ese amigo del amigo de su otro amigo):

  • Marketing digital es lo mismo que “vender por facebook”.
  • Entre más publique en todas las redes sociales, mucho mejor.
  • Puede publicar su producto en su perfil personal de su red social (la misma donde publica fotos de paseos, la piñata del niño, o el meme del momento…)
  • Esos seguidores en facebook (amigos de la oficia, ex compañeros del colegio, familiares, esa prima que vive en Miami…) son buen público para sus ventas.
  • Para vender solo se debe publicar la foto con el precio. El resto de gente lo mirará y compartirá en sus redes.
  • Si el amigo dueño de otro negocio vende millones al día sólo por redes, usted también podrá vender de la misma forma.
  • Un sitio web no es necesario. Eso ya no se usa.
  • Si tiene una página de internet, esta va a aparecer automáticamente en el primer lugar de google con solo poner el nombre o tipo de producto que vende.
  • Envíe fotos de los productos a todos sus grupos de WhatsApp.

Hacer entender a una pequeña empresa como Tejidos 123, el concepto de mercadeo digital, utilizando una terminología sencilla y aterrizándola a las  características de su propio negocio, créanme, no es tarea fácil…la revelación de las características, deberes y obligaciones del cliente con las acciones digitales con su propia marca, es lo mas similar a “un baldado de agua fría”, puesto que se trata de un PROCESO que conlleva tiempo, trabajo e inversión.  En términos generales, el microempresario urge de resultados inmediatos (especialmente reflejados en ventas), y no está muy dispuesto a esperar tiempo y gastar dinero por algo que no sabe si funcione.

Poniéndonos en los zapatos del empresario pequeño y mediano, es comprensible la duda que genera una inversión a mediano y largo plazo en plataformas digitales:

Tenemos empresarios de otra generación y forma de pensar, que dieron a conocer sus productos mediante volanteo, pautando en las páginas amarillas o con un gran aviso en la entrada de su establecimiento, esa fórmula les funcionó siempre… ¿Por qué cambiarla?

Y así…después de muchos meses de pensarlo y pensarlo…, Tejidos 123 se había arriesgado, y emprendería un camino digital: ¡había matado al tigre!

Cúspide

Pese a su presupuesto limitado y a ser neófitos en el tema, Tejidos 123 empezó a hacerse notar en el campo digital: optimizó su sitio web donde presentaba su catálogo de productos y estos podían ser comprados online; creó perfiles en redes sociales específicas de forma profesional, empezó a entender el comportamiento de su audiencia y su tasa de seguidores REALES, interesados en sus productos aumentó y se convirtiéndose en una comunidad digital que interactuaba de forma frecuente ante publicaciones, con una propuesta estética coherente y a su vez, contenido de valor interesante (videos, fotografías, infografías, además de concursos y promociones planificadas); segmentó sus clientes e incluso llegó a producir y comercializar con gran éxito, prendas de ropa específicamente para un sector de su grupo objetivo; su marca se empezó a hacer notoria, y en menos de un año, saltó del taller de producción a un showroom y de allí, a ser reconocida dentro del gremio a tal punto de estar en la mira de su competencia…

y caída!

Aunque parezca contradictorio, caer cuando se está llegando a la cima, es más común de lo que se imagina, y quien tenga una MiPyme, entenderá el significado de esta premisa: a veces, se avanza un paso y se retroceden dos, y para nuestra historia, podríamos analizar varios factores del ocaso de esta marca:

  • Creció aceleradamente: Irónico pero cierto. Crecer demasiado rápido, involucra también mayor demanda en la producción (más maquinaria, materias primas, espacio, fuerza laboral), y, por ende, mayor inversión
  • No innovó en productos, diseños o promociones: Tejidos 123 se acostumbró a su nueva zona de confort, sin entender que el consumidor digital es diferente. Es dinámico, impaciente y tiene innumerables fuentes de consulta al alcance de su mano…
  • No siguió el plan: ¿Qué pasa cuando hay un constante cambio de directrices y prioridades dentro de una empresa? Desorden, falta de consecución de metas, proyectos estancados o dejados a medias, modificaciones en procesos, presupuestos, tiempos…en fin…

Con esto, ya no es difícil entender como Tejidos 123 mató el tigre y se asustó con la piel: le apostó al cambio digital, pese a su poco entendimiento del tema, se arriesgó e inició el proceso, pero falló por sus constantes cambios de direccionamientos, objetivos yvisión a largo plazo. Con los años, he conocido muchas MiPymes similares a Tejidos 123, todas válidas, respetables y valiosas. Pequeñas empresas nacidas de un núcleo familiar, con mucho esfuerzo, sacrificio y trabajo duro.

Sé que suena a cliché, pero es un hecho: EL MUNDO HA CAMBIADO, que mejor prueba que el año de confinamiento que hemos cumplido por la emergencia de salud global. La tecnología sigue avanzando a pasos agigantados y el marketing digital es una herramienta real y altamente poderosa si se sabe utilizar de forma correcta, trazando objetivos, optimizando canales de comunicación, conociendo a su audiencia, generando contenido de valor…siendo constantes, creativos, disruptivos. Hay que arriesgarse, creer y avanzar…matar al tigre y no temerle a nada ni a nadie.

Capital Media Copyright 2019 © · All Rights Reserved